Como cada campeonato, cada vez que están por jugar San Lorenzo y Huracán el eje de la previa es el deseo de que “no pase nada”. Siempre es lo mismo, desde que mataron a Ulises, hace unos años. Mañana habrá casi 1.000 policías (!!!???) para, supuestamente, controlar a 30 descerebrados. Y son los mismos clubes los que les pagan a estos descerebrados. Me revuelve el estómago. No lo jueguen más y listo.

Y si lo juegan, que gane Huracán sino le quemamo todo, le quemamo.

Uncategorized

Leave a Comment

Your email address will not be published.